Importancia de los costos para la continuidad de la empresa



En las organizaciones sea cual sea su tamaño, o la actividad a la que se dediquen, es importante tener mucha claridad sobre el origen y efecto de cada peso que se eroga ya sea en las operaciones de producción, almacenaje y traslado de productos, e incluso en estrategias de venta y la propia administración de la entidad.

Partiendo de este principio básico comenzamos a entender la importancia de identificar, clasificar y presentar en los estados financieros de manera correcta los costos y gastos en que se incurre, ya que no todas estas erogaciones tienen un efecto directo en la calidad de lo que se produce o comercializa, ni de los servicios prestados, luego entonces en la medida en que comenzamos a relacionar el costo-beneficio de una erogación nos vamos acercando más a un punto donde podemos conocer la importancia de controlar, medir y mejorar los costos de producción, de venta de mercancías o de prestación de servicios.

La clasificación correcta de los costos y gastos en nuestras organizaciones son el principio básico para generar información financiera y operativa de calidad y con valor para la toma de mejores decisiones, que al final se traducen en nuestros niveles de eficiencia, productividad, rentabilidad e incluso de flujos de efectivo favorables.

En el caso particular del costo de ventas, cuando se deriva del costo de producción, es relevante hacer un análisis  particular conociendo en qué medida o proporción está integrado por materia prima, mano de obra directa y gastos indirectos de fabricación, y así estar en posibilidades de afinar la puntería y enfocar la estrategia hacia el factor de mayor impacto dentro del costo de producción que luego se transforma en el costo de lo vendido.

En una gran mayoría de las organizaciones el costo de ventas llega a representar hasta el 90% de la deducción total no sólo contable, si no también fiscal, lo cual le da una importancia sustancial mayor al costo de producción y ventas.

Recordando que los costos de producción son parte del valor de los inventarios y su tratamiento contable, financiero y fiscal siempre será diferente al de los gastos generales, llámense estos gastos de venta, comercialización, distribución o logística, o administración.

Si ponemos en contexto la importancia de los costos para la continuidad de la empresa, en términos de qué decisiones se basan en un adecuado conocimiento del costo de producción y ventas, habría que señalar, sólo por mencionar algunas, las siguientes disyuntivas para las que habría que conocer los costos de producción a un adecuado nivel de detalle, comenzando por el costo unitario de cada artículo o producto, o cada servicio prestado, para conocer y luego decidir respecto a:

  • ¿Cuáles son nuestros productos o servicios más rentables?
  • ¿Cómo lograr cubrir mi punto de equilibrio?
  • ¿Qué efecto tienen mis costos fijos en mi nivel de rentabilidad?
  • ¿Qué podemos hacer en la planta con el exceso o insuficiencia de capacidad instalada?
  • ¿Cuál es el impacto de  tener una deficiente cadena de suministro?
  • ¿A qué costo estamos logrando nuestros objetivos monetarios de utilidades?
  • ¿Cuáles son los niveles óptimos de inventario que debemos tener?
  • ¿Dónde estamos en términos de competitividad?
  • ¿Cuál es el sistema de costos que nos puede ayudar a tomar mejores decisiones?

Recordemos que dentro del costo de producción se encuentran 2 grandes conceptos que engloban en buena medida muchas de las 3 funciones estratégicas de una entidad, financieras, operativas y de inversión, en concordancia con lo señalado dentro de la Norma de Información Financiera C-4, que intervienen en el proceso productivo y en la determinación del costo unitario:

Costo de compra:

Incluye materias primas, consumibles, material de empaque y refacciones directas para maquinaria y equipo del proceso productivo.

Costo de transformación:

Representado por la mano de obra directa y los gastos indirectos de fabricación, que a su vez pueden ser identificables o no con un proceso, producto o servicio.

¿Y qué sistema de costos podríamos considerar que es el adecuado y que me permita prever antes que reaccionar a lo ya sucedido?

En resumen lo realmente importante es que la administración de cada organización tenga el pleno convencimiento de la necesidad de contar con un sistema de costos suficiente y adecuado para su tipo de empresa y tamaño, y en función a la complejidad operativa y diversidad de bienes o servicios que se producen o comercializan, para lo cual se puede comenzar con un modelo de costos en cédulas en Excel creadas ex profeso para ello.

No perdiendo de vista lo antes expuesto de que este modelo de costos nos servirá entre otras muchas cosas como una herramienta única cuya utilización nos dará un detalle de información jamás esperado, como ejemplo un estado de resultados a nivel de producto, línea de producción, planta, canal de distribución, segmento de negocio, cliente, vendedor, etc., y con el cual la empresa tomará mejores decisiones, basadas estas en información veraz, confiable y oportuna, características que hacen que los estados financieros sean realmente de utilidad práctica.

“El futuro de una organización no debe basarse en una estrategia fiscal, las empresas deben trabajar desde lo que hacen y cómo lo hacen para mejorar la eficiencia de sus procesos y así generar mejor flujo y mayor rentabilidad, y en los costos siempre habrá mucho que mejorar para lograr la continuidad de la empresa.”

C.P. Sabás Manuel Rivas Tejeda

 
 

Suscríbete a ContadorMx

Recibe de forma gratuita las novedades fiscales, contables y de seguridad social.

Thank you for subscribing.

Something went wrong.

Deja un comentario

Suscríbete a ContadorMx

Recibe de forma gratuita las novedades fiscales, contables y de seguridad social.

Thank you for subscribing.

Something went wrong.

Suscríbete a ContadorMx

Recibe de forma gratuita las novedades fiscales, contables y de seguridad social.

Thank you for subscribing.

Something went wrong.

Comparte con un amigo